sábado, 13 de marzo de 2010

ENZIMAS

La alimentación es una parte fundamental de nuestra vida, ya que si no nos preocupamos de ella en una forma muy minuciosa, podríamos sufrir enfermedades de diferentes tipos. Es por esta razón que es necesario mantener una alimentación completamente balanceada, y rica en todo tipo de vitaminas y minerales que nos ayudarán a mantener nuestro cuerpo y mente en una forma sana, es importante combinar la buena dieta, con ejercicio complementario, ya que si no cumplimos con estos requisitos, no podremos disfrutar de un cuerpo sano y por consiguiente, mente sana. En este trabajo, se ha recopilado bastante material con todas estas necesidades del cuerpo, centrándonos más precisamente en las enzimas necesarias en nuestra dieta, con sus funciones y nombres científicos; y sobre las diferentes vitaminas, con un breve resumen de su historia y más minuciosamente en su importancia dentro del organismo, con ejemplos claros de enfermedades que se pueden producir por falencias de estas, interacciones entre estas y otras sustancias, describiendo en detalle, cuales son las que inhiben o debilitan su absorción y calidad dentro del organismo; y cuales son las fuentes naturales que contienen estas diferentes vitaminas, y cuales son las dosis diarias recomendadas tanto para hombres como para mujeres, de cada una de estas vitaminas

Función de las enzimas
Las enzimas son proteínas que catalizan todas las reacciones bioquímicas. Además de su importancia como catalizadores biológicos, tienen muchos usos médicos y comerciales.
Un catalizador es una sustancia que disminuye la energía de activación de una reacción química. Al disminuir la energía de activación, se incrementa la velocidad de la reacción.
La mayoría de las reacciones de los sistemas vivos son reversibles, es decir, que en ellas se establece el equilibrio químico. Por lo tanto, las enzimas aceleran la formación de equilibrio químico, pero no afectan las concentraciones finales del equilibrio.

Clasificacion de las enzimas:
a.-Clasificación de las enzimas de acuerdo a su complejidad
De acuerdo a su complejidad las enzimas se clasifican como:
Simples: formadas por una o màs cadenas polipetìdicas.
Conjugadas: Contienen por lo menos un grupo no proteico enlazado ala cadena polipetìdica.
En las proteínas conjugadas podemos distinguir dos partes:
Apoenzima: Es la parte polipeptídica de la enzima.
Cofactor: Es la parte no proteica de la enzima.
La combinación de la apoenzima y el cofactor forman la holoenzima.

Los cofactores pueden ser:
*Iones metálicos: Favorecen la actividad catalítica general de la enzima, si no están presentes, la enzima no actúa. Estos iones metálicos se denominan activadores.
*La mayoría de los otros cofactores son coenzimas las cuales generalmente son compuestos orgánicos de bajo peso molecular, por ejemplo, las vitaminas del complejo “B” son coenzimas que se requieren para una respiración celular adecuada.

b.-Clasificación de las enzimas según su actividad.
Tipo de enzimas
Hidrolasas
Catalizan reacciones de hidrólisis. Rompen las biomoléculas con moléculas de agua. A este tipo pertenecen las enzimas digestivas.
Isomerasas
Catalizan las reacciones en las cuales un isómero se transforma en otro, es decir, reacciones de isomerización.
Ligasas
Catalizan la unión de moléculas.
Liasas
Catalizan las reacciones de adición de enlaces o eliminación, para producir dobles enlaces.
Oxidorreductasas
Catalizan reacciones de óxido-reducción. Facilitan la transferencia de electrones de una molécula a otra. Ejemplo; la glucosa, oxidasa cataliza la oxidación de glucosa a ácido glucónico.
Tansferasas
Catalizan la transferencia de un grupo de una sustancia a otra. Ejemplo: la transmetilasa es una enzima que cataliza la transferencia de un grupo metilo de una molécula a otra.

Actividad enzimática
La sustancia sobre la cual actúa una enzima se llama sustrato.
Los sustratos son específicos para cada enzima:La sacarosa es el sustrato de la sacarasa que actúa rompiéndola en sus componentes.
Las enzimas actúan de acuerdo con la siguiente secuencia: La enzima (E) y el sustrato(S) se combinan para formar un complejo intermedio enzima sustrato (E-S), el cual se descompone formando un producto y regenerando la enzima.
El grado de especificidad de las enzimas es muy alto, pueden distinguir incluso entre diferentes tipos de isómeros. Se cree que la especificidad de la enzima es debido a la forma particular de una pequeña parte conocida como sitio activo, la cual se fija a la contraparte complementaria en el sustrato.

Factores que afectan la actividad enzimática.
Concentración del sustrato.- A mayor concentración del sustrato, a una concentración fija de la enzima se obtiene la velocidad máxima. Después de que se alcanza esta velocidad, un aumento en la concentración del sustrato no tiene efecto en la velocidad de la reacción.
Concentración de la enzima.- Siempre y cuando haya sustrato disponible, un aumento en la concentración de la enzima aumenta la velocidad enzimática hacia cierto límite.
Temperatura.- Un incremento de 10°C duplica la velocidad de reacción, hasta ciertos límites. El calor es un factor que desnaturaliza las proteínas por lo tanto si la temperatura se eleva demasiada, la enzima pierde su actividad.
pH.- El pH óptimo de la actividad enzimática es 7, excepto las enzimas del estómago cuyo pH óptimo es ácido.
Presencia de cofactores.- Muchas enzimas dependen de los cofactores, sean activadores o coenzimas para funcionar adecuadamente. Para las enzimas que tienen cofactores, la concentración del cofactor debe ser igual o mayor que la concentración de la enzima para obtener una actividad catalítica máxima.

Segun Li chung Yun:
Las enzimas son el principio de la vida
Li Chung Yun murió en 1930, algunos escritores aseguran que a la edad de 156 años . Li Chung fue profesor por muchos años en una Universidad China y viajó a Londres a enseñar a los estudiantes de medicina de la época.
Los estudiantes siempre se asombraban de este hombre que no parecía tener más de 50 años. Li Chung vivió en una dieta de alimentos crudos, frutas, vegetales y sus jugos, además de algunas hierbas con las que implementaba su buena salud. Sobre todo, aplicaba el principio proclamado por Hipócrates (el padre de la medicina) "Deja que tus alimentos sean tu medicina y que tu medicina sea tus alimentos."
El Dr Bernard Jensen, reconocido nutricionista a nivel mundial y autor del libro "Foods that Heal" (Comidas que Curan) y muchos otros, actualmente cerca de los 100 años de edad, asegura que necesitamos comer una variedad de proteínas, almidones, frutas, vegetales y jugos para prevenir la enfermedad y construir la salud.
Los Drs. Chung y Jensen, coinciden en que las enzimas son parte importante del "principio de la vida" y determinantes de nuestra longevidad. Las enzimas son moléculas proteicas especializadas que catalizan o aceleran miles de reacciones bioquímicas en cada célula, tejido, órgano o sistema. Aproximadamente 1000 enzimas han sido estudiadas en el cuerpo humano, encargadas de las respuestas de la temperatura corporal, contracción muscular, conducción nerviosa, excreción de orina, intercambio de gases en el pulmón, utilización de oxigeno por la células, reparación celular, crecimiento celular y prácticamente cada función que la célula realiza. Las enzimas son fundamentales para que el organismo trabaje eficientemente, asegurando que las células reciban todos los nutrientes necesarios para sus funciones.
Clasificándolas de un modo muy general, podemos nombrar 3 tipos de enzimas:
Enzimas digestivas: metabolizan los alimentos. Proteasa (proteínas), amilasa (almidones) y lipasa (grasas).
Enzimas metabólicas: presentes en cada célula del cuerpo. Ayudan a limpiar el organismo de deshechos metabólicos y toxinas, proveen energía, reparan las células y luchan en contra de la infección
Enzimas de los alimentos: presentes en comidas crudas. Ayudan en la digestión y aumentan el funcionamiento de enzimas metabólicas y digestivas (en su mayoría destruidas cuando los alimentos son cocinados).

Estudios científicos en tejidos de personas jóvenes y personas de edad avanzada muestran que los tejidos y células de la gente joven, tienen 10 veces más enzimas que los tejidos y células de la gente mayor. Si los niveles de enzimas están disminuidos, los procesos de reparación celular y de defensa (sistema inmune) no se llevan a cabo eficientemente y el proceso de envejecimiento celular se acelera. La naturaleza ha incorporado enzimas especializadas en cada alimento natural que consumimos, para que el organismo pueda metabolizarlos. Las enzimas actúan en conjunto con otros nutrientes como algunos minerales, que si no esta presentes no sera posible que la enzima desempeñe su trabajo.Con la alimentación altamente procesada de la sociedad contemporánea, hay muchas enzimas que son destruidas con el procesamiento o al cocinar los alimentos (el calor las destruye). En este caso, el cuerpo tendrá que suplir estas enzimas y con el tiempo pueden depletarse. Los alimentos que no son metabolizados adecuadamente por la falta de enzimas, no "desaparecen" como por arte de magia. Pueden almacenarse como grasa, aumentar los depósitos de colesterol en las arterias (aterosclerosis), aumentar el moco en el sistema respiratorio y dar más trabajo al hígado en sus procesos de detoxificación. Con niveles adecuados de enzimas el control del peso será más fácil (estudios han demostrado la deficiencia de enzimas como la amilasa y lipasa en pacientes obesas), el sistema inmune trabajará mejor (prevención natural de enfermedades crónicas-cáncer) y tendremos una vida más larga y saludable.

Las enzimas y la digestión.
Ptialina.-Actua sobre los almidones, proporciona Mono y disacàridos y se produce en la boca en las glandulas salivares
Amilasa.- Actua sobre los almidones y los azúcares, proporciona Glucosa se produce en El estómago y páncreas.
Pepsina.- Actua sobre las proteínas, proporciona Péptidos y aminoácidos y se produce en El estómago.
Lipasa.- Actua sobre Las grasas, proporciona Acidos grasos y glicerina y se produce en el Páncreas e intestino.
Lactasa.- Actua sobre La lactosa de la leche, proporciona Glucosa y galactosa y se produce en el Intestino (su producción disminuye con el crecimiento).

La deficiencia de enzimas puede empeorar algunos padecimientos:
Amilasa: cambios de humor, fatiga, alergias, depresión
Proteasa: cándida, gingivitis, insomnio
Lipasa: acné, psoriasis
Combinación de las anteriores: fatiga crónica, alergias, frecuentes resfriados
La única manera de recibir las enzimas es a través de los alimentos, preferiblemente frutas y vegetales crudos o cocinados al vapor por corto tiempo y los jugos de frutas y vegetales en su forma natural. Las enzimas tomadas como suplemento son destruidas en el estómago y el intestino delgado, digeridas como cualquier otra proteína. La única excepción a esas son las enzimas digestivas indicadas a veces a personas con problemas de la digestión.


Aplicaciones de las enzimas
Algunas aplicaciones de las enzimas hidrolíticas:
Adelgazamiento de almidones
Tratamiento de desechos
Maduración de frutas
Envejecimiento deseable de algunos productos cárnicos
Curar algunas variedades de queso
Prevenir turbiedad en la cerveza
Texturización de dulces y postres
Tratamiento de heridas
Aplicaciones textiles

Aplicaciones Médicas de varias enzimas
La lisozima.- se utiliza como antibacterial pues hidroliza los mucopolisacáridos de la pared celular de varias partículas gram positivas .
La tripsina.- suele usarse como agente antiinflamatorio y como agente limpiador en heridas La glucosa oxidasa.- se utiliza en pruebas clínicas de detección de niveles de glucosa, haciéndose la prueba ya sea en sangre o en orina
La lisozima.- se utiliza también para el tratamiento de algunas úlceras, esclerosis múltiple, algunos padecimientos de la piel e infecciones post-operatorias
La hialuronidasa.- se usa como un facilitador digestivo
La estreptokinasa.- es empleada como agente antiinflamatorio
La asparaginasa.- se considera un agente anticancerígeno

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada